La importancia de los jingles musicales en la publicidad

Probablemente hayas experimentado lo molesto que puede ser tener una canción atorada en tu cabeza. Pero, ¿cuándo fue la última vez que te enfadaste porque no podías sacarte de la cabeza el sonido de alguien diciendo una frase? Probablemente nunca hayas experimentado esa molestia. ¿Por que no? La música, a diferencia del habla diaria, es una forma de sonido memorable. Mientras caminamos, la música camina con nosotros, agregando ritmo a nuestros pasos; y mientras conducimos por la carretera, la progresión lineal de una canción coincide con el paisaje que pasa. Además, existen numerosos pequeños “instigadores” que pueden convertir nuestro cerebro en una caja de música cuando menos lo esperamos, algo que las empresas que producen “jingles” entienden muy bien.

Los jingles publicitarios son la forma de publicidad más simplista del mercado. Pero también son una de las formas de publicidad más exitosas. Una vez que el tintineo de su empresa se incrusta en la mente de alguien, terminará pensando en sus productos en los momentos más extraños: durante un paseo por un parque soleado, mientras conduce en silencio por una carretera solitaria o mientras rastrilla hojas en un patio trasero. Cualquier sentido de movimiento cohesivo tiene la propensión a liberar música que se ha almacenado en nuestros cerebros. Entonces, ¿cuál es la ventaja de que alguien piense en sus servicios de cerrajería mientras camina por un parque?

En ese preciso momento, no hay ventaja. Pero cada vez que una persona escucha su tintineo, la presencia de su empresa en el mercado se refuerza. Cuando la persona necesita un cerrajero, existe una excelente posibilidad de que se le ocurra su empresa. Los jingles funcionan como otras formas de publicidad; cuanto más a menudo uno los encuentra y cuanto más inteligentes son, más memorables se vuelven. Los jingles exitosos tienen tres características: son breves, fáciles de entender y fácilmente reconocibles. Si un jingle no posee estas cualidades, es casi seguro que se olvidará.

Con estas cosas en mente, desarrollar un jingle exitoso generalmente implica consultar con una compañía de medios con experiencia. Como todas las formas de publicidad, desarrollar un buen jingle implica analizar su mercado objetivo para llegar a qué estilo de jingle funciona mejor. Por ejemplo, si su mercado objetivo son las personas mayores, probablemente no sea la mejor idea usar un jingle que tenga un ritmo de baile ultramoderno. Además de elegir la música adecuada, también tendrá la oportunidad de comunicar apelaciones verbales que se dirijan directamente a su audiencia. En el caso de un servicio de cerrajería, tal apelación podría ser general. Pero si está promocionando algo que se ocupa de la imagen de sí mismo o de los objetivos personales, es posible que el atractivo verbal deba ser más específico.

Además de generar ventas, una de las mayores ventajas monetarias de tener un jingle es que puede usarlo en más de una forma de publicidad. Los cascabeles se utilizan comúnmente en radio y televisión. Pero también puede usar su jingle en su sitio web. La mayoría de las formas de publicidad requieren una renovación constante, pero un buen tintineo puede durar décadas, manteniendo su empresa en la mente de las personas y fomentando las ventas.

#importancia #los #jingles #musicales #publicidad

Leave a Comment