Lavar copas de vino: de una tarea a una forma de arte

A nadie le gusta mucho lavar los platos, y muchas personas lo reservan para los momentos en que la torre de platos sucios en el fregadero de la cocina comienza a parecerse a la Torre de Pisa. Pero, para aquellos que tienen una colección de copas de vino, particularmente copas de vino de cristal, lavar los platos correctamente se vuelve esencial para preservar la capacidad de las copas de hacer su trabajo por completo.

Copas de vino sin cristal

Las copas de vino que no son de cristal no requieren un mantenimiento tan alto como las copas de vino de cristal, pero aún requieren cierto conocimiento, conocimiento sobre qué hacer para todo, desde usar jabón para lavar platos hasta eliminar una mancha de vino rabioso que, sin importar cuánto te quejes tú mismo. , no saldrá.

Solo agrega agua: Un método simple en copas de vino es simplemente agregar agua. Enjuagar las copas de vino tres o cuatro veces con agua caliente debería ser suficiente para eliminar todos los restos de vino. Y, colocar las copas de vino boca abajo sobre un paño limpio, cuando haya terminado, ayudará a que las copas de vino en su búsqueda se sequen al aire.

Un toque de jabón: Agregar solo una gota de jabón puede ayudar a eliminar una copa de vino con un residuo de vino rebelde. El jabón que se use debe ser muy suave y el paño que se use para fregar debe ser suave y similar a una esponja. Asegúrese de enjuagar todo el jabón del vaso; si queda la menor cantidad, es posible que su próximo vaso de Merlot tenga la misma espuma que una botella de cerveza.

Usa el lavavajillas: Si bien puede parecer que el lavavajillas de hoy en día es un lugar donde las copas de vino van a morir, las que no están hechas de cristal y no poseen tallos largos pueden lavarse de esta manera. Pero, si lava copas de vino en tecnología, no use mucho detergente y no permita que los platos se sequen con calor; Tan pronto como el lavavajillas haya terminado de enjuagar, retire las copas y séquelas a mano.

Copas de vino de cristal

Las copas de vino de cristal son definitivamente las más elegantes de las copas y lo saben, se mantienen erguidas y actúan como si fueran el Santo Grial. Debido a esto, requieren mucho cariño y cuidado y necesitan más atención que otros tipos de vajillas. Si no lo reciben, es probable que se rebelen, perdiendo su capacidad para mejorar el sabor del vino y arruinándolo en el proceso.

El cristal es poroso y puede absorber sabores, particularmente sabores jabonosos, con relativa facilidad. Si ocurre esta absorción, es posible que tenga una copa de vino limpia, pero también tendrá una copa de vino que altera el sabor de su vino, agregando una cucharada de detergente.

Use gaseosa para lavar: La sosa para lavar, y el bicarbonato de sodio también funciona, pero no tan bien, es un tipo de sosa limpiadora que está diseñada para usarse en vidrio de una manera suave pero completa. Está hecho para ser un limpiador que no sea absorbido por el cristal. La mayoría de las tiendas de comestibles lo venden en el pasillo de los detergentes.

Usa la fuerza del agua tibia: Al igual que las copas de vino sin cristal, las copas de cristal se pueden lavar simplemente con agua. Asegurándose de que el agua esté tibia en temperatura, enjuague la copa de vino repetidamente. Si el vino no sale, agregue solo una gota de detergente muy suave y lave suavemente con un paño suave. Nunca uses una almohadilla de acero o de lana, tus copas de vino de cristal nunca volverán a hablarte.

No use el lavavajillas: Si bien el hombre de Maytag probablemente afirmaría que los lavavajillas son lo suficientemente seguros para las copas de cristal, la verdad es que el lavavajillas puede arruinar la copa de vino de dos maneras. Si bien una de estas formas simplemente implica colocar su copa de vino en el lavaplatos, dejar que funcione y luego abrirla solo para descubrir que su copa de vino de cristal ahora son varias piezas de copa de vino de cristal, la otra forma en que un lavaplatos puede arruinar es permitiendo que el detergente se hornee en el cristal. Este horneado hace que la copa de vino se enturbie, arruinándola y refutando el viejo dicho “claro como el cristal”.

Coloque sobre agua hirviendo: Los expertos de Riedel Wine Glass Company sugieren que para que su copa de vino de cristal brille realmente, sostenga la copa sobre una olla con agua hirviendo, dejando que el vapor la cubra. Una vez terminado este “baño de vapor”, simplemente seque las copas de vino con una toalla de lino.

Cuidar la vajilla no puede ser divertido: el bebedor de vino que se enoja fácilmente puede simplemente negarse a darle el cuidado adecuado a su vajilla y decirle a su colección de vinos que bese la copa. Pero, cuidar adecuadamente las copas de vino es fundamental para asegurarse de que las copas de vino mantengan su capacidad de agregar elegancia al vino, sin perder nunca su filo y golpeando una copa vieja normal por un tallo.

#Lavar #copas #vino #una #tarea #una #forma #arte

Leave a Comment